INICIO INSTITUCIONAL EL MUSEO NOTAS DE INTERÉS SERVICIOS CONTACTO


PRIMER ANEVIZAJE ANTÁRTICO DE UN ALBATROSS -15 DE MARZO DE 1965


 

El trifibio BS-03, perteneciente a la Base Aérea Militar Tandil, parte de Río Gallegos y aneviza en la Base Matienzo transportando personal técnico y repuestos, para la reparación del C-47 TA-05. Tripulación: vicecomodoro Oscar M. Bárcena, comandante de aeronave; primer teniente José M. Pérez, primer piloto; suboficial mayor Daniel Luna, mecánico; y suboficial mayor Carlos Washington Vera,radiooperador. Es el único avión de su tipo que efectúa esta operación.

 

"ALBATROSS" EN EL HIELO

El BS-03, al comando del vicecomodoro Bárcena y con el 1er Teniente Pérez como primer piloto, intentaría por primera vez en nuestro país, realizar un descenso con esquies sobre el hielo y con un avión Albatross. Del éxito o fracaso del aterrizaje no dependía ya la suerte de un avión y su tripulación, sino de dos.
El momento crucial se acercaba, mientras el TC-48 (Douglas DC 4) y el trifibio BS-02 orbitaban sobre los nunataks de Matienzo. Un profundo e involuntario silencio de radio se advertía cuando la sombra del 03 comenzó a acercarse a la pista de hielo. Los ánimos tensos, las manos húmedas y la boca seca señalaban la emoción y el nerviosismo que experimentaba aquel puñado de hombres en aquella apartada zona del mundo, durante los largos segundos que sucedieron hasta que el Albatross se posó limpiamente en el hielo continental. La emoción y el júbilo desbordaron entonces liberados por el éxito de esta primera parte de la operación. No es menester señalar aquí el alborozo emocionado de la tripulación del 05 (Douglas C-47 TA-05), que veía en el Albatross aterrizado, la tabla de salvación para la embarazosa disyuntiva en que se encontraban.

Del BS-03 descendió el suboficial mayor Pérez, quien tendría a su cargo la evaluación y reparación de los daños del TA-05; y mientras se descargaba el material de repuesto, herramientas, se recargaba combustible, el BS-02 continuó vuelo hacia el sur, en demanda del círculo polar antártico. Inmensos bandejones de hielo flotaban a la deriva en el mar de Weddell, cubriendo el 80 % de su superficie. Esta configuración marcaba una particularidad de su superficie: el mar de Weddell no ofrecía muchas posibilidades de éxito para un amerizaje o aterrizaje de emergencia, ya que allí no servían ni los esquies ni los flotadores, ni las ruedas de ningún avión. La barrera de hielos de Larsen limitaba la parte visible del mar con un campo de hielo cerrado, de profundidad desconocida. Más adelante, sobrepasandola península de Jason, arribamos al Círculo Polar Antártico, oportunidad en que el comandante del BS-02, capitán Alvarez, procedió a efectuar el tradicional bautizo (con mate), y poco después emprendemos el regreso, a tiempo para llegar a Matienzo en momentos que el BS-03 se preparaba para el despegue, mientras continuaban los trabajos en el TA-05, cuyos daños fueron, felizmente, reparables.

El BS-03 despegó airosamente del hielo, y con el BS-02 y el TC-48 regresó a Río Gallegos sin otras alternativas. El BS-02, con hora de despegue 04:00 y de aterrizaje 18:40 completó 14:40 hrs de vuelo. También un pequeño récord para nosotros, junto a la hazaña del BS-03. Aquel fue un día memorable para el I Escuadrón de Búsqueda y Salvamento.

FINAL FELIZ

En la Antártida quedaban los mecánicos trabajando intensamente en la reparación del TA-05 que debía quedar listo en principio para el día siguiente. Noche y día trabajaron aquellos hombres con temperaturas bajo cero y sin claudicaciones ni descansos dejaron al avión en servicio para el día siguiente y a la hora señalada. El 16 de marzo los Albatross interceptaron al TA-05 sobre la isla Decepción, luego de un felíz despegue desde la nieve de Matienzo, y escoltando en el vuelo de regreso al redil, dos Beaver del Grupo 1 Antártico, con asiento en la Base Matienzo, lo acompañaron hasta ese momento y regresaron a la base antártica, piloteados por dos grandes camaradas allí destinados: los 1eros tenientes Fontaine y Cano.

El "05" aterrizó- por fin - sin novedad en Río Gallegos, y aquella fue una noche de alegría, emoción, festejos y felicitaciones.

Al día siguiente se cumplía el traslado a "El Palomar", de los aviones de la FATA (Fuerza Aérea Tareas Antárticas) que desfilaron con el avión de comando Douglas DC-4 TC-48 al frente, seguido del TA-05 con un Albatross a cada lado.

En el Museo Nacional de Aeronáutica se exponen los aviones Grumman Albatross BS-02 , el Douglas C-47 TA-05 "El Montañes" y un avión De Havilland "Beaver". P-05.

 

 

FUENTES:
SECRETARÍA GENERAL- Efemérides- Fuerza Aérea Argentina (2005).
ALBATROSS EN LA F.A.T.A. Por el Primer Teniente Rubén O. MORO. Revista Nacional Aeronáutica y Espacial. N° 279 . Argentina. Agosto 1965.
 
FOTOS:
Departamento Investigaciones Históricas MNA
S.M. (R) Walter Marcelo Bentancor
DEPARTAMENTO INVESTIGACIONES HISTÓRICAS MNA 15-03-2023

 

 

 

 Av. Eva Perón 2200 - Morón - Buenos Aires - Argentina

  (+54 11) 4697-9780

  5491176555291