INICIO INSTITUCIONAL EL MUSEO NOTAS DE INTERÉS SERVICIOS CONTACTO


JUNKERS JU52 /3M. LA "TÍA" ALEMANA


 

Concebido ante la necesidad de Alemania de poseer un avión de transporte multipropósito, Hugo Junkers y Claude Dornier desarrollan a finales de la década del ´20 el monoplano de ala baja Junkers JU-52, “Tante Ju” (Tía Ju, apodo cariñoso de sus pilotos).

Impulsado en su versión final por 3 motores radiales BMW 132 de 725 caballos de fuerza, poseía además un revestimiento metálico en duraluminio corrugado que le otorgaba mayor rigidez a su estructura, permitiéndole elevarse a 4000 metros con carga completa (3500 kg.).

El Ju 52 operó como avión de transporte durante la Guerra Civil Española. Comenzada la 2ª Guerra Mundial voló en varios de los teatros de operaciones en los cielos de Polonia, Noruega, Bélgica, Holanda, Creta, Norte de África y Frente del Este, prestando servicios para el transporte de tropas, vuelos de control nocturno, lanzamiento de paracaidistas e incluso como bombardero.

Finalizada la guerra, esta versátil aeronave se continuó produciendo en España y Francia. Por más de 30 años fueron empleados por varios países del mundo como avión de transporte de pasajeros.

AVIACIÓN MILITAR ARGENTINA

La Aviación Militar Argentina contaba hacia finales de los años treinta con aviones Junkers W34/K43 que, junto a los nacionales Ae. M.O.1 apenas cubrían las necesidades en los roles de bombarderos y de transporte. Por este motivo, se encaró la renovación total del material aéreo, seleccionando para la aviación de transporte al Junkers Ju 52/3m. Por Decreto N° 12.601 publicado en Boletín Militar Reservado 1450 del 19 de septiembre de 1938, se autorizó la compra de cinco células completas, que serían equipadas en la Fábrica Militar de Aviones con motores Wright Cyclone R-1820 G-3 de 875 HP fabricados allí bajo licencia. De esta manera, se contaba por primera vez con verdaderos aviones de “transporte”.

Durante el transcurso del mes de mayo de 1939 arribaron al puerto de Buenos Aires procedentes de Alemania las células, que fueron enviadas a Córdoba para la instalación de los motores. El 16 de septiembre de 1939 los Ju 52 matriculados 164, 165 Y 166 fueron asignados al Grupo 1 de Observación, mientras que los otros dos (167 y 168) permanecieron en el Regimiento Aéreo Escuela (ex Escuela de Aplicación).

Utilizados para exclusivo uso del personal del ejército argentino, pronto se los comenzó a explotar comercialmente. Durante el mes de febrero de 1940 los JU 52 comenzaron a operar la ruta El Palomar-Mar del Plata transportando a pasajeros civiles y militares. Sin embargo, previo a este hecho, en forma experimental y dado la casi inexistente aviación comercial, se exploraron rutas con destino al sur argentino: Santa Rosa (La Pampa), Neuquén (Neuquén), San Carlos de Bariloche (Río Negro) y Esquel (Chubut).

El 26 de febrero de 1940 se concretó la creación de una Escuadrilla de Transporte dentro del Grupo 1 de Observación. con tres Ju 52/3m y dos Lockheed Electra.

El 19 de julio de 1940 fue autorizada la creación de la Línea Aérea al Sudoeste -LASO-. El servicio realizado el 4 de septiembre hasta la ciudad de Esquel (Chubut) ha sido tomado como fecha de creación de LADE (Líneas Aéreas del Estado); ese histórico vuelo lo hizo el Ju 52/3m 164 bautizado “Nahuel Pan”.

El 11 de marzo de 1941 se conforma la Agrupación Transporte como unidad independiente. Para reforzar los efectivos de transporte, se evaluó la posibilidad de incorporar diez Ju52/3m que el Sindicato Cóndor había dejado de emplear en Brasil, aunque esta compra quedó postergada, si se adquirieron las instalaciones que esta empresa tenía en el aeródromo de Quilmes.

Dada su capacidad y rendimiento los Ju 52/3m eran los aviones favoritos, por lo cuál se decidió explorar el desarrollo de una ruta hacia el Nordeste. El 6 de septiembre de 1943 se realizó un vuelo experimental con destino a Iguazú (Misiones) con escalas en Colonia Yeruá (Concordia), Monte Caseros y Posadas (Misiones). A partir de enero de 1944 este nuevo servicio fue llamado Línea Aérea Nord Este (LANE).

También, estos nobles trimotores de chapa acanalada fueron protagonistas del primer vuelo sanitario realizado por la aviación militar argentina, hecho ocurrido el 16 de enero de 1944 con motivo del terremoto que asoló a la provincia de San Juan.

También en 1944, se creó la Escuela de Tropas Aerotransportadas - en base a las experiencias de la segunda guerra mundial- efectuándose la presentación en público el 20 de diciembre durante la inauguración de la fábrica de aviones IMPA en Quilmes, oportunidad en la cual los paracaidistas saltaron desde un Ju 52/3m.

Debido al incremento en la demanda por los servicios de LASO y LANE, el 20 de octubre de 1945 se establece Líneas Aéreas del Estado - LADE - unificando ambas rutas.

El crecimiento de la actividad derivó en la compra de diez ejemplares al “Sindicato Cóndor” (desde 1943 llamada “Cruzeiro do Sul”). Los aviones llegaron al país a comienzos de 1946 recibiendo las matrículas T-152 al 156, T-158 al 61 y T-169.

Además de participar en maniobras militares, en el mes de octubre de 1946 comenzó una de las operaciones más inusuales en la carrera de estos aviones: La llamada operación “Misericordia” consistió en el traslado de enfermos de lepra desde Ushuaia (Tierra del Fuego) y Comodoro Rivadavia (Chubut) hasta su destino final, el leprosario ubicado en la isla del Cerrito (Chaco). Para la realización del vuelo de más de tres mil cuatrocientos kilómetros, fue utilizado el Ju-52 T-158. Estos vuelos sanitarios continuaron hasta el 3 de febrero de 1947 habiendo evacuado ciento setenta y ocho enfermos.

A partir del 1° de diciembre de 1947 se comenzaron a equipar con equipos especiales para espolvoreo y fumigación los aviones T-166, T-167 y T-168. Esta vez, los venerables trimotores tendrían que combatir en “una guerra singular”: terminar con la plaga de langostas que causaban enormes daños a los cultivos en la zona norte del país.

Para 1949, la Agrupación Transporte se reformó como Regimiento 1 de Transporte Aéreo, disponiéndose la transferencia al Ministerio de Agricultura de la Nación de todos los Ju52/3m para que continuaran con su misión contra la langosta.

 

LOS JUNKERS JU 52/3m DEL MINISTERIO DE AGRICULTURA DE LA NACIÓN

Los aviones T-166, T-167 y T-168 fueron entregados a este Ministerio en 1949, recibiendo inmediatamente matrículas civiles. En total, la Fuerza Aérea hizo entrega nueve Ju 52 y tres que fueron entregados por la empresa Aeroposta Argentina. De esta forma, continuó la guerra contra la langosta, operando desde zonas remotas del norte del país con escasas o nulas facilidades en aeródromos no preparados. Para el año 1954 las langostas habían sido casi exterminadas, hasta que en 1956 los Junkers/3m dejaron de volar.

Ocho aviones fueron desguazados, sin embargo tres se recuperaron hacia 1958, operando desde su base en el aeródromo de Castelar (Buenos Aires) dónde funcionaba el Departamento de Aviación de la Secretaría de Estado de Agricultura y Ganadería de la Nación. Configurados como transportes de quince plazas, los últimos tres Junkers Ju 52 fueron rematriculados LQ-YSI, LQ-ZBD y LQ-ZBJ en julio de 1958, realizaron vuelos de tareas generales hasta que por Resolución N° 64 del 6 de marzo de 1963 se los declaró material en desuso.

 

MUSEO NACIONAL DE AERONÁUTICA

Gracias a las intensas gestiones del Brigadier (R.E.) Edmundo Civati Bernasconi, Director del Museo Nacional de Aeronáutica, por Decreto Presidencial N° 5875 fechado el 18 de julio de 1963, el Ju/3mge LQ-ZBD es transferido sin cargo al MNA para su guarda y exhibición.

El LQ-ZBD estuvo expuesto durante un tiempo en el predio del MNA Aeroparque con matrícula ficticia T-159, posteriormente fué repintado con los colores originales y matrícula T-158. En el mes de noviembre de 2001 el Museo Nacional de Aeronáutica inaugura sus nuevas instalaciones en el Aeródromo de Morón (Buenos Aires), lugar en el cual permanece en la actualidad.

T-158 JUNKERS Ju 52/3mge (msn 4043)

Incorporado por la Deutsche Luft Hansa en noviembre del año 1934 como D-3356 y luego D-ABIS, bautizado como “Kurt Wolff”. Pasó al Syndicato Cóndor como PP-CAX, bautizado “Curipirá”. Incorporado por la Fuerza Aérea Argentina el 08 de enero de 1946 como T-158 bautizado “Yapeyú”. Configurado como sanitario en octubre de 1946. Transferido al Ministerio de Agricultura el 21 de diciembre de 1950 como LV-ZBD. Baja de la matrícula el 26 de enero de 1956. El día 20 de julio de 1958 pasó a ser LQ-ZBD. Transferido por Decreto Presidencial N° 5875 del 18 de julio de 1963 al Museo Nacional de Aeronáutica, luciendo por un tiempo matrícula ficticia T-159.

Oberleutnant Kurt Wolff (6 de febrero de 1895 - 15 de septiembre de 1917) fue un piloto del Imperio Alemán durante la Primera Guerra Mundial. Luego de lograr derribar 33 aeroplanos enemigos, fue abatido en combate a la edad de 22 años

En la actualidad, existen varias unidades en diversos museos de todo el mundo y solo tres con capacidad de volar. Sin dudas el Junkers JU-52 es un emblema de la aviación mundial y de nuestro patrimonio cultural, que pronto podremos ver en su mayor esplendor.

 

 

AGRADECIMIENTOS:

Licenciado Alejandro Prina

Vladimiro Cettolo

 

FUENTES DE CONSULTA:

CICALESSI, Juan Carlos/RIVAS, Santiago “Junkers F13/W34/K43/JU 52 En Argentina N°3

Archivo Departamento Investigaciones Históricas MNA

https://es.wikipedia.org/wiki/Kurt_Wolff

 

FOTOGRAFÍAS:

Archivo Dto. Investigaciones Históricas MNA.

Aviones en Argentina - Vladimiro Cettolo.

S.M. (R) Walter Marcelo Bentancor.

Dirección de Estudios Históricos FAA (Ju 52 T-158 Sanitario).

DEPARTAMENTO INVESTIGACIONES HISTÓRICAS MNA - 10-05-2023

 

 

 

 Av. Eva Perón 2200 - Morón - Buenos Aires - Argentina

  (+54 11) 4697-9780

  5491176555291